12 de mayo de 2009

Bill Callahan - Too many birds












¿No es fantástico el inicio de Too many birds?: un teclado suave, una guitarra que rasga con simpleza cuatro acordes, hasta que, con firmeza, entra la voz de Bill Callahan, no como si empezara a cantar, sino como si decidiera a pronunciar unas primeras palabras, con serenidad: "Too many birds in one tree", dice.

Bob Dylan, Leonard Cohen o Lou Reed son los nombres que se suelen citar juntos como los grandes poetas del rock. No me interesa discutir sobre si Bill Callahan puede ser ubicado al lado de ellos o no, pero sí sospecho que los cuatro comparten un tono de voz similar. Ninguno, creo, es un cantante demasiado destacable, pero a pesar de eso, los cuatro logran hipnotizar con las palabras, incluso si no se entiende el idioma se comprende lo que cuentan. Me parece que eso es lo que hace a un virtuoso de la voz, y no subir cuatro octavas o gritar como un descocido.

5 comentarios:

yacasinosoynadie dijo...

no sé, con varios de los que ud nombra ahí, aunque no soy un asiduo melomano como sumerce, me pasa que me llama la atención los silencios y la primera palabra luego de roto el silencio... Es como una fuerza extraña que tienen en cada entrada, como si estuvieran haciendo algo más que cantar.

Andrés dijo...

el puto problema de este blog es que uno queda encarretadísimo con las canciones, pero no las puede bajar porque no están en ares... entonces toca volver a entrar al blog, volver a escucharla, volver a leer al autor y volver a admitir que el hijuemadre tiene razón

Gabriel V dijo...

Pues bueno que siga entrando, pero, a riesgo de evitar el gancho, si le da click derecho la vaina se puede descargar... igualá ojalá que no deje de volver.

Mariana Fossatti dijo...

Esta canción es hermosa. Me gusta este blog, así que me suscribo vía RSS. Saludos!

Andrés dijo...

Bill Callahan es el puto amo. Y es la tristeza.